Compartir

Dodge está dando un gran un paso adelante en el camino de la marca hacia un futuro electrificado, con la presentación del Dodge Charger Daytona SRT, un prototipo que rompe la percepción y que reinventa qué puede ser un vehículo 100% eléctrico (BEV). El Dodge Charger Daytona SRT Concept ofrece una visión del futuro eléctrico de la marca a través de un vehículo que se conduce como un Dodge, tiene la imagen de un Dodge y suena como un Dodge.

El Dodge Charger Daytona SRT Concept de dos puertas se ha presentado hoy en el M1 Concourse de Pontiac, Michigan, durante la tercera de las tres jornadas de la Dodge Speed Week en las que se han presentado y revelado los productos de altas prestaciones de Dodge.

El Dodge Charger Daytona SRT Concept deja a un lado el aburrido paradigma de los BEV reemplazándolo por un vehículo electrificado como ningún otro sobre la carretera. Con un nuevo sistema de propulsión que dota al Charger Daytona SRT Concept de unas prestaciones que superan las del famoso motor SRT Hellcat de la marca, acompañadas de un sonido de escape BEV pionero en la industria.

El moderno estilo exterior del prototipo incorpora sutiles rasgos de la herencia de Dodge al tiempo que supera los objetivos aerodinámicos. Los elementos de diseño del interior se conectan para crear una experiencia inmersiva centrada en el conductor a través de sonidos, pantallas y elementos de iluminación que cambian por dentro y por fuera con sólo pulsar un botón.

El alma del Dodge Charger Daytona SRT Concept está formada por tres características que cambian el juego, con sus patentes en proceso de tramitación, que reescribirán las reglas de los BEV:

  • R-Wing: una característica única de diseño aerodinámico que conecta al prototipo con el icónico Dodge Daytona
  • Escape con cámara Fratzonic: el primer tubo de escape de la industria para un BEV, que puede alcanzar los 126 dB, lo que lo equipara su rumorosidad por volumen a un Dodge con motor Hellcat
  • eRupt: una transmisión de varias velocidades con la experiencia genuina de Dodge del cambio electromecánico

“El Dodge Charger Daytona SRT Concept existe porque sus prestaciones nos obligaron a hacerlo”, expone Tim Kuniskis, director ejecutivo de la marca Dodge. “Dodge representa músculo, actitud y prestaciones, que están grabados en su ADN y lleva al segmento de los BEV a través de un prototipo repleto de innovaciones, nuevas patentes y prestaciones que encarnarán al muscle car electrificado del mañana. El Charger Daytona SRT Concept puede hacer algo más que pasearse por un circuito de exhibición; puede participar en una fulgurante prueba de aceleración. Y cuando se trata de ciclos de productos, supera a Darwin. El Charger Daytona hace algo más que definir hacia dónde se dirige Dodge, redefinirá también a los muscle americanos en el proceso.

“Ayer, se presentó el primer vehículo electrificado de la marca de elevado rendimiento, el nuevo Dodge Hornet 2023. Hoy, revelamos nuestra visión del futuro eMuscle con el Dodge Charger Daytona SRT Concept. Cuando dijimos que iba a ser un verano eléctrico para Dodge, lo decíamos en serio”, afirmó Tim Kuniskis el 17 de agosto de 2022.

Banshee se une a la fraternidad

Dodge se ha forjado una reputación única como la marca americana de muscle cars. En la carrera por ser más rápido, más veloz y más potente, Dodge abre la página a un nuevo capítulo. El primer coche 100% eléctrico de la marca no se llama Dodge Charger Daytona SRT Concept por casualidad: al igual que el famoso modelo Charger Daytona, que fue el primer vehículo en superar las 200 mph en un circuito de la NASCAR en 1970, el Charger Daytona SRT Concept golpea con sus grandes prestaciones.

Lo hace por cortesía de un nuevo sistema de propulsión que se une a los conocidos nombres de gran potencia, como: HEMI®, Hellcat y Redeye. Ahora hay un nuevo referente por rendimiento en esta fraternidad muscle: Banshee.

El sistema de propulsión Banshee de 800V impulsa al Dodge Charger Daytona SRT Concept y aúlla con grandes prestaciones, consiguiendo que el primer vehículo eléctrico de Dodge sea aún más rápido que un Hellcat en todas las mediciones clave de prestaciones. El sistema de tracción total de serie es fundamental para superar las prestaciones del Hellcat, así como para mejorar sus capacidades con todo tipo de condiciones meteorológicas.

Transmisión eRupt

A diferencia de los típicos BEV, la transmisión de Dodge eRupt de varias velocidades con cambio electromecánico ofrece distintivos cambios de marcha, pegando la espalda a los respaldos de los asientos al más puro estilo Dodge. El Charger Daytona SRT Concept también cuenta con la función PowerShot push-to-pass; que se activa mediante la pulsación de un botón en el volante para proporcionar un mayor nivel de potencia para una aceleración y descarga de adrenalina aún mayores.

Escape con cámara Fratzonic

Mientras que la mayoría de BEV se aferran a sus silenciosos motores eléctricos, esto no es suficiente para Dodge. El Charger Daytona SRT Concept emite un rugido de 126 dB que iguala al del SRT Hellcat, generado por un nuevo sistema de escape con cámara Fratzonic; pendiente de patente. Sí, Dodge ha añadido un tubo de escape a un vehículo 100% eléctrico.

El primer sistema de escape de la industria con cámara Fratzonic emite un sonido único en su categoría a través de un amplificador y una cámara de afinación ubicados en la parte trasera del vehículo. El escape con cámara Fratzonic representa la próxima generación tangible, radical y de la actitud de un muscle creando un sonido visceral de “materia oscura” que proporciona una experiencia en comunión con la transmisión eRupt.

El diseño de Dodge, lo primero y lo más destacado

El Dodge Charger Daytona SRT Concept presenta un diseño que asume el desafío de revolucionar el aspecto de un BEV al tiempo que ofrece sutiles guiños al pasado de los muscle cars de la marca.

Este principio de diseño comienza a desarrollarse en el frontal, donde el R-Wing (pendiente de patente), del Charger Daytona SRT Concept redefine el típico frontal de Dodge, manteniendo el característico contundente perfil de Dodge y desarrollando al mismo tiempo un vehículo más aerodinámico.

El R-Wing, un homenaje al diseño del Charger Daytona original y como clave en el desarrollo del vehículo, permite que el aire fluya a través de la entrada frontal mejorando la carga aerodinámica. Incorporado en este funcional capó de elevado rendimiento, el R-Wing delantero se mantiene fiel a los espectaculares ejes exteriores de la marca a la vez que ofrece un diseño mejorado aerodinámicamente para el paso del aire. Las air curtain de fibra de carbono situadas a ambos lados de los paragolpes delantero y trasero proporcionan un flujo de aire que contribuye a mejorar la aerodinámica.

El Charger Daytona SRT Concept combina un aspecto moderno con una presencia sobre la carretera alargada, ancha y segura. La parrilla delantera destaca con una iluminación transversal centrada por el logotipo Fratzog iluminado en blanco, un símbolo que la marca Dodge recuperó el año pasado. El logotipo Fratzog de tres puntas, que estaba presente en los muscle cars de Dodge de 1962 hasta 1976, se había utilizado anteriormente sin ningún significado ni contexto. El regreso del logotipo Fratzog representa al futuro electrificado de Dodge y significa el compromiso inquebrantable de la marca con su herencia de elevadas prestaciones, pero con una nueva tecnología capaz de superar los límites de los modelos actuales.

Los sencillos detalles verticales de la parrilla delantera añaden textura a la vez que rinden tributo al legado de la marca, concretamente al icónico Dodge Charger de 1968. El prototipo destila rendimiento en su forma más simple, realzado por un color exterior de Dodge típicamente juguetón: “Greys of Thunder”, un grafito de alto brillo con profundas texturas. La línea inferior del prototipo recorre los laterales y le aporta una gran presencia mientras enfatiza la parte superior, manteniendo el peso visual en lo alto. Las sutiles y musculosas formas de los pasos de ruedas acentúan el estilo de la carrocería.

El vehículo evita todo exceso decorativo: los faros casi han desaparecido, ocultos bajo el R-Wing e integrados perfectamente en la superficie aerodinámica, proporcionando sólo los elementos funcionales necesarios para la iluminación delantera. Tanto la iluminación delantera como la trasera presentan un diseño de lado a lado centrado por el logotipo Fratzog iluminado en 3D. Los elementos de iluminación exterior son únicos; incluso en la oscuridad se reconoce la silueta del Charger Daytona SRT Concept. Los tiradores de las puertas enrasados continúan el diseño minimalista. Los distintivos Banshee de aluminio cepillado sobre los pasos de rueda anuncian el nuevo sistema de propulsión que impulsa a este prototipo.

Las llantas de 21 pulgadas diamantadas persiguen la eficiencia aerodinámica con un diseño similar al de una turbina, y un logotipo Fratzog rojo que embellece las tuercas centrales de las ruedas. Unas pinzas de freno en gris de seis pistones se encargan de proporcionar una buena frenada.

El nuevo diseño del portón trasero es muy funcional, lo que confiere al prototipo una doble personalidad: una bestia en circuito también capaz de satisfacer las necesidades cotidianas. El diseño, junto con los asientos traseros reclinables, ofrece unas posibilidades de utilización y una capacidad de carga inesperadas en un muscle car.

Interior conectado y centrado en el conductor

El interior del Dodge Charger Daytona SRT Concept es moderno, liviano y deportivo, proporcionando un puesto de conducción centrado en el conductor con todos los elementos esenciales dispuestos de forma coherente.

La pantalla central de 12,3 pulgadas, la más grande entre los modelos de Dodge, está inclinada casi diez grados hacia el conductor, y la pantalla de la instrumentación de 16 pulgadas es curva, lo que crea una sensación envolvente y centrada para el conductor. Un Head-up Display (HUD) de 8 x 3 pulgadas ofrece información adicional del vehículo donde el conductor la necesita. El delgado panel de instrumentación y el refuerzo central en color ultravioleta con costuras azules y plateadas presentan una “línea de flotación” que se extiende a lo largo del vehículo. El panel de instrumentación superior está un poco más arriba, un cambio de elevación que crea una superficie escultural que flota sobre la instrumentación. El color ultravioleta también se refleja en múltiples superficies interiores, como la consola, las puertas y los asientos, creando un halo que funciona con el Attitude Adjustment Lighting™ para realzar las sombras y los reflejos.

Una textura paramétrica une el interior y proporciona una conexión con el exterior al continuar la inspiración del detalle de la parrilla del Charger de 1968 en el interior. El patrón paramétrico añade fluidez y escultura, abarcando desde el panel de instrumentación hasta los apliques de las puertas, debajo de la consola y continuando hasta los reposabrazos y consola traseros. La textura dinámica del interior tiene una cualidad tridimensional que rebota la luz y es reactiva al entorno, con líneas que irradia a medida que se desplaza hacia atrás. La Ambient Attitude Adjustment Lighting™ ilumina la textura desde abajo, jugando con la profundidad y la dimensión.

Los gráficos en forma de circuito impreso se originan en el suelo de fibra de carbono y se colocan estratégicamente para rodear a los ocupantes, fluyendo bajo los asientos, pasando de la consola central al panel de instrumentación y regresando al conductor, un detalle sutil que actúa como en una placa de un circuito impreso, conectando unos con otros. Una forma única de un rayo sobre el pedal del acelerador alude a la propulsión 100% eléctrica del prototipo, al igual que la doble costura azul y plateada que rodea todo el interior. Los umbrales de las puertas de fibra de carbono exhiben la palabra Daytona iluminada en blanco, mientras en la parte superior derecha del bisel central también se encuentra la palabra Daytona iluminada.

Las puertas y la consola central siguen el mismo tema de diseño, incluyendo sólo los elementos necesarios. La zona de paso bajo la consola crea una sensación de mayor ligereza, y los toques inteligentes de la consola central incluyen una tapa inspirada en los aviones de combate que se levanta para accionar el botón de arranque. La exclusiva palanca de cambios como una empuñadura de una pistola está inspirada en el pasado pero con una ejecución moderna, que funciona como una pieza de precisión mecánica que ofrece una experiencia de cambio sin esfuerzo al apretar el gatillo de la empuñadura de pistola.

El nuevo diseño del volante ofrece un tacto más fino, con una zona superior e inferior achatadas. El radio central del volante no está unido al aro, lo que aporta al volante una sensación de flotabilidad. Las levas del cambio están montadas sobre el volante, con el botón PowerShot a la derecha y el de los modos de conducción a la izquierda. Al igual que en las puertas, el volante cuenta con controles táctiles. En el centro del volante se emplaza el logotipo SRT iluminado en rojo.

Los asientos del Dodge Charger Daytona SRT Concept son ligeros, están inspirados en la competición y tienen un diseño delgado con un patrón abstracto y perforado del logotipo Fratzog. El exclusivo patrón se desvanece a medida que desciende por el asiento y reaparece cuando fluye hacia el centro de los respaldos. La parte superior de los asientos dispone de unas aberturas y refuerzos que proporcionan una sensación de ligereza de corte de competición al tiempo que ofrecen una gran sujeción a los ocupantes.

El techo panorámico de cristal aporta una sensación de aire libre al Charger Daytona SRT Concept, lo que ayuda a incluir a los pasajeros traseros en la experiencia del vehículo. La textura paramétrica del interior se extiende al revestimiento del techo que rodea y acentúa la zona acristalada. El suelo y el portón de fibra de carbono son elementos ligeros inspirados en la competición, y el amplio espacio de carga junto con los asientos traseros abatibles proporcionan más espacio de carga que en cualquier otro muscle car anterior de Dodge.

Experiencia de usuario inmersiva y electrificada

El puesto de conducción del Charger Daytona SRT Concept sumerge al conductor en una experiencia sensorial a través de los sonidos, la iluminación y las pantallas del vehículo.

Con sólo pulsar un botón en el volante el conductor puede elegir entre los modos: Auto, Sport, Track y Drag, que cambian al instante la dinámica de conducción, la información de la instrumentación, la información del HUD, el sonido de rendimiento y las características de iluminación interior del vehículo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here