Compartir

Audi Sport perfecciona el modelo superior de la serie TT: con un aspecto aún más dinámico, el nuevo TT RS (consumo de combustible combinado en l/100 km: 8,1 – 7,9; emisiones de CO2 combinadas en g/km: 183 – 181) muestra todo su poderío. Su motor de cinco cilindros entrega una potencia de 294 kW (400 CV), con un sonido inconfundible. Audi ya admite pedidos de los nuevos TT RS Coupé y TT RS Roadster, que llegarán a los concesionarios en primavera.

“El nuevo TT RS está en plena forma”, declara Michael-Julius Renz, CEO de Audi Sport GmbH. “Como un atleta bien entrenado, se muestra más prominente, acorde a la enorme potencia que esconde bajo su musculosa carrocería”. Oliver Hoffmann, Director Técnico de Audi Sport GmbH, añade: “La clave del sobresaliente rendimiento se encuentra en su bajo peso, en la puesta a punto del chasis y en nuestro galardonado motor 2.5 TFSI de cinco cilindros, que ha recibido el prestigioso y codiciado premio ‘Motor Internacional del Año’ por novena vez consecutiva”.

Apariencia dinámica: el diseño exterior
El TT RS nunca ha sido tan masculino. El frontal completamente rediseñado y su llamativa zaga le otorgan una apariencia muy dinámica. El logotipo quattro en acabado titanio mate se posiciona en la sección inferior de la parrilla Singleframe, en color negro mate. Las entradas de aire laterales, de mayores dimensiones, están divididas mediante elementos verticales tanto en el interior como en el exterior. Para una mejor refrigeración se colocan radiadores adicionales detrás de la característica parrilla RS tipo panal. Las entradas de aire laterales, que se extienden prácticamente hasta los pasos de rueda delanteros, hacen que el nuevo TT RS parezca extremadamente ancho.

Un spoiler delantero continuo e inclinado hacia arriba en sus extremos, inspirado en los que se utilizan en competición, confiere al vehículo un aspecto distintivo. El blade está pintado de serie en el mismo color de la carrocería, pero opcionalmente también está disponible en aluminio mate o en negro brillante. Los modelos RS incluyen una inserción de nuevo diseño en color negro brillante en los umbrales de las puertas. Las carcasas de los espejos retrovisores están disponibles en el color de la carrocería, en óptica de aluminio mate, en negro brillante y en carbono.

En la parte trasera llama la atención el nuevo diseño del alerón fijo, que cuenta con aletas laterales. Como parte del concepto aerodinámico, contribuye a la eficiencia y el rendimiento característicos de los Audi RS. En el difusor específico también se incluyen elementos verticales a ambos lados. Dos tubos de escape ovalados de gran tamaño rematan el típico acabado RS.

Los faros LED forman parte del equipamiento de serie. Opcionalmente se pueden montar los faros matrix LED, que regulan el haz de luz de forma inteligente y con gran flexibilidad. La luz de marcha atrás con tecnología matrix OLED (diodos orgánicos emisores de luz) opcional cuenta con un diseño 3D y distribuye la luz con de forma homogénea y con gran precisión. Cuando se conecta el encendido, las luces OLED de marcha atrás se encienden con una espectacular puesta en escena.

El nuevo TT RS está disponible en ocho colores diferentes, incluyendo el nuevo verde Kyalami específico de los RS, y los nuevos naranja pulso y azul turbo. Bajo pedido, los paquetes de estilo aluminio mate y negro brillo realzan tanto el blade como el alerón trasero. El paquete de estilo negro incluye como opción los aros Audi y el logo TT RS en color negro en el frontal y en la parte trasera. La capota de lona del TT RS Roadster es de color negro. El programa Audi exclusive ofrece varias posibilidades adicionales de personalización.

El motor 2.5 TFSI: prestaciones ganadoras
Cinco cilindros, 294 kW (400 CV) de potencia, 480 Nm de par, tracción total quattro: el Audi TT RS impresiona con sus cifras y ofrece un rendimiento excepcional. El Coupé acelera de 0 a 100 km/h en apenas 3,7 segundos, acompañado por un característico sonido que se debe a la secuencia de encendido (1-2-4-5-3), que alterna entre los cilindros adyacentes y los más alejados entre sí. Para los puristas, este ritmo supone auténtica música para los oídos.

El año pasado, Audi Sport recibió el prestigioso galardón “Motor Internacional del Año” para el 2.5 TFSI por novena vez consecutiva. El motor turbo tiene una cilindrada de 2.480 cm3. El par máximo de 480 Nm está disponible entre 1.950 y 5.850 rpm. La velocidad máxima está limitada electrónicamente a 250 km/h, o a 280 km/h de forma opcional.

La fuerza del motor de cinco cilindros se transmite a la tracción total permanente quattro a través de un cambio S tronic de siete velocidades. La tracción total distribuye la potencia entre los dos ejes según sea necesario mediante un embrague multidisco. El sistema de control selectivo de par permite un comportamiento dinámico aún más ágil y seguro. El conductor puede utilizar el sistema Audi drive select para influir en la unidad quattro y en otros componentes como la dirección, el funcionamiento del S tronic, las características del motor y las mariposas en el escape. Los cuatro modos disponibles son comfort, auto, dynamic e individual.

Puro dinamismo: la suspensión
El bajo peso (1.450 kg para el TR RS Coupé, sin conductor) y la suspensión de ajuste deportivo proporcionan los requisitos básicos para el excelente comportamiento dinámico del Audi TT RS. La dirección progresiva adaptada específicamente para el RS garantiza la precisión en el contacto con la carretera. Detrás de las llantas, que pueden ser de 19 o de 20 pulgadas, en el eje delantero entran en acción discos de freno de acero ventilados y perforados. Las pinzas están pintadas de serie en color negro, pero están disponibles como opción con acabado en color rojo. De forma opcional, la suspensión deportiva RS sport plus puede contar con amortiguadores adaptativos con la tecnología Audi magnetic ride. Su sistema de control también está integrado en el sistema de conducción dinámica Audi drive select.

Inspirado en la competición: el interior
Los controles y las pantallas en el nuevo TT RS están completamente centrados en el conductor. Los asientos deportivos RS en Alcantara con patrón de rombos, o de forma opcional en napa fina con diseño tipo panal, así como los logos RS en los asientos, volante, molduras de las puertas y palanca de cambios, realzan el carácter deportivo del coupé 2+2. La pantalla RS especial en el Audi virtual cockpit de serie, de 31,2 cm (12,3 pulgadas), proporciona información sobre la presión de los neumáticos, el par motor y la fuerzas g. En modo manual, un testigo luminoso indica al conductor el momento idóneo para pasar a una marcha superior cuando el motor alcanza su régimen máximo de giro. Junto a los botones multifunción, el volante deportivo RS tapizado en cuero con levas de cambio presenta dos satélites adicionales para encender y apagar el motor, así como para el control del sistema Audi drive select.

El nuevo paquete de diseño RS añade detalles en color rojo o azul en las salidas de aire del sistema de climatización, en los cinturones de seguridad y en las alfombrillas con el logo RS. El paquete de diseño RS ampliado también ofrece elementos en contraste, tanto en los asientos como en la consola central.

El sistema de infotainment
Audi también ofrece una gran variedad de funciones de infotainment. Las posibilidades incluyen el MMI Navegación plus con MMI touch, de serie en España, que incorpora función de búsqueda libre de texto y un control por voz que reconoce el lenguaje natural, así como punto de acceso Wi-Fi y el módulo Audi connect. Los servicios online llegan al vehículo a través del rápido estándar LTE (4G). El Audi smartphone interface conecta el teléfono con el TT RS y puede transmitir contenido al Audi virtual cockpit a través del puerto USB. El sistema de sonido Audi Bang & Olufsen sound system proporciona una excelente experiencia acústica a bordo, gracias a su potencia de salida de 680 vatios.

El nuevo TT RS está disponible para pedidos a partir del 7 de febrero. Tanto la versión Coupé como el Roadster llegarán a los concesionarios europeos en primavera.