Compartir

Dodge se despide de los modelos Charger y Challenger HEMI con un proyecto en línea con los valores que siempre la han distinguido. La marca americana pondrá fin a la producción de los dos icónicos modelos en su versión actual a finales de 2023, y, en sus últimos meses de existencia, ha lanzado la serie especial “Last Call”, que incluye vehículos de ambas líneas. Marcando el final de una era en el contexto de un camino hacia la electrificación, la edición se anunció en agosto de 2022 y salió al mercado en noviembre de 2022 en EE. UU. Dodge amplía ahora este lanzamiento también a Europa. El proyecto consiste en un revival de siete modelos icónicos de la historia de la marca que están disponibles en 14 opciones de color en el Charger y el Challenger. Al mismo tiempo, Dodge también amplía el popular pack Jailbreak para que también esté disponible en los modelos Charger y Challenger SRT Hellcat de 717 CV.

“Para celebrar el final de la era de los “muscle cars HEMI”, hemos sacado nuestras mejores galas para alcanzar un nuevo nivel. Con esta operación, queremos confirmarnos una vez más como un referente en la producción de vehículos de prestaciones extremas”, ha declarado Tim Kuniskis, Dodge Brand Chief Executive Officer. Una serie caracterizada por las prestaciones, pero también por la exclusividad: de hecho, todos los vehículos se producen y comercializan en edición limitada. Un plus que representa una verdadera oportunidad única para l@s entusiastas de la marca, que, al adquirir uno de los modelos “Last Call”, se asegurarán un producto absolutamente exclusivo.

 

Dodge Charger y Challenger “Last Call” y Ediciones Especiales

La nueva serie está compuesta por siete modelos fuertemente conectados con el pasado de Dodge: para la ocasión, los nuevos vehículos se inspiran en los “muscle cars” icónicos de la marca, evocando sus detalles más significativos. En agosto de 2022 se presentaron seis modelos durante el evento Dodge Speed Week en el M1 Concourse de Pontiac, Michigan: el Dodge Challenger Shakedown, el Charger Super Bee, el Challenger y el Charger Scat Pack Swinger, el Charger King Daytona y el Challenger Black Ghost. Mientras tanto, en los últimos días se ha desvelado el séptimo modelo: se trata del Dodge Challenger SRT Demon 170, un modelo exclusivo del que se fabricarán poco más de 3.000 unidades. Dodge extiende ahora la comercialización a Europa de cinco de estas siete ediciones especiales: las excepciones son el Charger King Daytona y el Challenger SRT Demon 170.

Todos los modelos de Dodge Charger y Challenger 2023 incluyen una placa conmemorativa especial “Last Call” bajo el capó que convierte a cada modelo en una auténtica pieza de coleccionista e incluye el nombre del vehículo y su silueta, así como “Designed in Auburn Hills” y “Assembled in Brampton” para certificar el origen de cada vehículo. Las dos gamas incluyen 14 opciones de color exterior cada una, incluidos tres de los colores emblemáticos de la marca -azul B5, morado Plum Crazy y verde Sublime-, así como el popular y moderno gris Destroyer. Los vehículos también se han embellecido con detalles gráficos distintivos en la carrocería.

Para celebrar esta edición especial al más puro estilo Dodge, la marca también está ampliando el alcance de sus populares modelos SRT Jailbreak, que se introdujeron inicialmente para el Dodge Charger y el Challenger SRT Hellcat Redeye Widebody, desbloqueando restricciones de pedido de combinaciones de colores y contenidos exclusivos. En 2023, el paquete Jailbreak será aún más asequible, ampliándose a los Challenger y Charger SRT Hellcat de 717 CV. De esta forma, Dodge ofrece a sus entusiastas posibilidades de personalización realmente ilimitadas a la hora de construir su propio “muscle car”, con una personalización única de cada detalle.

 

El Dodge Challenger Shakedown recala en Europa

El primer vehículo de esta edición especial en presentarse al público en Europa fue el Dodge Challenger Shakedown 2023, una versión que rinde homenaje al famoso concept de 2016 presentado en el SEMA Show de Las Vegas ese mismo año. El icónico vehículo se evoca a través de numerosos detalles, como el guardabarros rojo “392”, el gráfico del spoiler “Shakedown” con detalles en rojo, los frenos Brembo rojos de seis pistones, la insignia IP “Shakedown” y los asientos Premium Black Nappa/Alcantara con costuras rojas que también se encuentran en la consola, el volante y los asientos. La nueva versión también cuenta con detalles exclusivos como el distintivo negro “Challenger” en la parrilla, la exclusiva insignia R/T en la parrilla, las llantas ligeras Carbon Black (Widebody) de 20 por 11 pulgadas y los cinturones de seguridad Demonic Red. También regresa el legendario capó Mopar Shaker. El retorno al tema original es evidente con una combinación de rojo y negro que equilibra a la perfección el diálogo entre los rasgos modernos y el alma heredada. El Dodge Challenger Shakedown 2023 es una auténtica edición limitada para l@s amantes de los “muscle cars”. De hecho, tan solo se han fabricado 1.000 modelos: 500 Dodge Challenger Shakedown R/T Scat Pack (en Destroyer Grey) y 500 Challenger Shakedown R/T Scat Pack Widebody (en Pitch Black). Los 55 exclusivos ejemplares que aterrizarán en Europa son todos Challenger Shakedown R/T Scat Pack Widebody (en Pitch Black). Es posible equipar al modelo con contenidos del Plus Group, Technology Group, Navigation y Carbon/Suede.

Dodge, altas prestaciones y la mejor potencia de su clase

Durante más de 100 años, la marca Dodge ha mantenido el espíritu de los hermanos John y Horace Dodge. Su influencia continúa hoy día, cuando Dodge se pone en marcha con una gama que ofrece un rendimiento sin igual en cada uno de los segmentos en los que compite.

Dodge avanza como una marca de altas prestaciones, ofreciendo versiones SRT Hellcat del Dodge Challenger, Dodge Charger y Dodge Durango, así como una versión híbrida R/T del nuevo Dodge Hornet, que representa el primer vehículo electrificado de altas prestaciones de la marca. Dodge ofrece el dominante Dodge Challenger SRT Super Stock de 807 CV, el Dodge Charger SRT Redeye de 797 CV, la berlina de producción en serie más potente y rápida del mundo, y el Dodge Durango SRT Hellcat de 710 CV, el SUV más potente de la historia, así como las mejores prestaciones de serie en el segmento de los utilitarios compactos con el Dodge Hornet. Combinados, estos cuatro “muscle vehicles” convierten a Dodge en la marca más potente del sector, ofreciendo más caballos de potencia que cualquier otra marca americana en toda su gama.

En 2022, la marca Dodge ocupó el primer puesto en el Estudio APEAL de J.D. Power (mass market), convirtiéndose en la única marca nacional en conseguirlo tres años consecutivos. Además, el Dodge Challenger confirmó su liderazgo en el segmento de los “muscle cars”, superando de nuevo a todos sus competidores por segundo año consecutivo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here