Compartir

Configurar un nuevo, apasionante y exclusivo Abarth es ahora más fácil que nunca, gracias a la nueva experiencia cliente intuitiva e innovadora de la marca. La nueva gama Abarth ha sido optimizada según la estrategia de «facilidad y satisfacción del cliente». Solo se necesitan unos minutos para crear un Abarth a medida, según las necesidades y los gustos personales.

Cada uno puede elegir su nivel de adrenalina con un 165CV Abarth 595 o un 180CV Abarth 695. Ambas versiones ofrecen un rendimiento emocionante, un escape rugiente, un estilo atrevido y, por supuesto, el placer de conducir. Luego se puede elegir entre dos espíritus, Turismo o Competizione, que están disponibles con los dos motores y en versiones hatchback y convertible.

En concreto, el Turismo está ligado a los valores de estilo y confort propios del Granturismo italiano y, por tanto, pensado para aquellos clientes a los que les gusta destacar y para aquellos que aman la ciudad. Cuenta con asientos de cuero negro, ruedas de aleación de 17″ Turismo y el logo de Turismo.

Por otra parte, el Competizione está hecho para los amantes del rendimiento más potente y la deportividad y aquellos que quieren disfrutar de la experiencia de conducción en carretera de la misma manera que en la pista. En definitiva, está dedicado a aquellos que nunca renuncian a convertir un viaje en una experiencia extraordinaria. Cuenta con asientos Sabelt Carbon, ruedas de aleación Competizione de 17″ y el logo Competizione.

Tras este primer paso, se puede configurar una versión personalizada gracias a dos packs. Estos recuerdan al momento a los icónicos kits de tuning del Scorpion, que convertían los vehículos de serie en inmejorables coches de carreras en los años sesenta.

Los dos packs reflejan los valores fundamentales de prestaciones y estilo de la marca:

  • Tech: diseñado para quienes buscan equipamientos hi-tech, incluye un navegador de 7″ y climatización automática.
  • Comfort: diseñado para aquellos que buscan detalles premium que les hagan destacar, cuenta con un sistema de audio Beats y faros de xenón.

Para terminar la configuración de un nuevo Abarth, también se puede elegir el color. Se estrena el nuevo «Orange Racing» creado a partir de la combinación de los icónicos amarillo y rojo de la marca. Es la esencia del logo Abarth y representa los colores que han hecho legendario al Escorpión. En resumen, es el color de todos los instintos de Abarth.

El audaz y llamativo color, cuyo nombre recuerda el mundo de la competición, evoca la conexión histórica entre la marca y el Fiat 131 Racing Volumetrico Abarth edición limitada con su color Orange Racing 255.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here